Recetas de Platos Típicos

Lucena posee un buen conjunto de platos de clara raigambre campesina que aprovechan los más ricos productos de sus campos entre los que destacan sus preciados aceites. Como muestra cabe resaltar los “bolos lucentinos”, la “roña de habicholones”, los pimientos “ajogaos”, el gazpachuelo, las albóndigas de boquerones, el potaje de castañas, o la tortilla al charco, sin olvidar unos extraordinarios esparragados. En el aspecto de la dulcería, son exquisitos los hojaldres, los molletes y las alegrías, así como las frutas de sartén: pestiños, tirabuzones y gajorros. De acuerdo con una ancestral tradición dulcera en Lucena se elaboran industrialmente turrones y confituras.

Sin duda, de las tareas del hogar, sólo las de la cocina, han merecido la denominación de arte y no otra cosa, era lo que conseguían las lucentinas de antaño, que al no contar con suficientes medios económicos, al hacer sus guisos, eran capaces de sustituir el pollo, por unas hojitas de laurel.
Los esparragados para acompañar revueltos, ensalada de coliflor, pimientos y tomates rellenos de arroz, huevos al plato con queso, pestiños, gajorros, leche frita, gachas de cuscurrones, turrones de almendra, vinos de la Denominación de Origen Montilla-Moriles, Pedro Ximénez y el aceite de oliva de la Denominación de Origen Lucena. Dieta basada en productos de la zona, y de pescado traído de Málaga.

Para desgustar estos y otros muchos platos, pueden hacerlo en cualquiera de los restaurantes de la localidad.