Fiestas Aracelitanas en Lucena

14900 Lucena (Córdoba)
Sin duda, Lucena, conocida por su laboriosidad, y por su importante industria del mueble, del frío, de los metales o de las agroalimentarias, es también reconocida, por sus monumentos, fiestas y tradiciones. Las Fiestas Aracelitanas, son sin duda alguna junto a la Semana Santa, las tradiciones más arraigadas y populares de Lucena. Además, están declaradas de Interés Turístico Nacional.   La devoción a la Virgen de Araceli, tiene su origen, cuando el II Marqués de Comares, Señor de Lucena, en una visita a Roma, queda prendado de la imagen de la Virgen de Aracoeli, por lo que ordena tallar una réplica de la misma, y manda traerla a Lucena, tarea que se cumplió el 27 de Abril de 1562, día en el que la Misma llegó a la ciudad. Su cofradía se constituyó poco después, y así mismo se hizo con su Santuario. Las fiestas en honor a la Virgen, comienzan, cuando Ésta, es bajada en Romería el penúltimo domingo de Abril, desde su Santuario, erigido en la cima de la Sierra de Aras, y con un recorrido de unos 6 km. en los que mediante Santeros, una parte del camino, y el Pueblo, la otra, procesionan a nuestra Patrona, hasta llegar a la ciudad, donde la aguardan la Aracelitana Mayor, y su corte de honor, que la acompañarán hasta San Mateo, lugar donde normalmente reside la imagen hasta su subida de nuevo al Santuario. Las fiestas siempre han de coincidir con el primer domingo de Mayo. Comienzan el Viernes, con el Pregón Aracelitano, y continúan el Sábado, con la ofrenda de flores, en la que la mayoría de los lucentinos participan, y en las que la Aracelitana Mayor y sus damas ataviadas con el traje típico lucentino adornan el altar de la Virgen con las miles de flores recogidas para Ésta. La fiesta continúa el domingo, en la que la Patrona es procesionada por las calles de Lucena por santeros, todo un honor y orgullo para éstos, pues son sólo treinta y seis los elegidos. Mientras la Virgen avanza un sinfín pétalos de flores son lanzados a su paso, al tiempo que el pueblo canta su Himno. Una vez que la Imagen se acerca a su templo, miles de cohetes y fuegos artificiales, inundan el cielo de ruido y colorido. La Virgen vuelve a ser subida a su Santuario, el primer domingo de Junio, para lo cual, y de la misma forma que es bajada, los santeros y el pueblo la procesionan, hasta llegar a la cima de la Sierra de Aras, donde reside normalmente. Desde Lucena, invitamos a todos los andaluces, a que nos visiten, pues nuestra cultura, y tradiciones, están abiertas a todo aquel que desee conocer una fiesta como es la de la Virgen de Araceli, que sin duda no le dejarán indiferente.

Ver Detalles

Localización
GPS: 37.40889289790917 | -4.4850952995811895


Sin duda, Lucena, conocida por su laboriosidad, y por su importante industria del mueble, del frío, de los metales o de las agroalimentarias, es también reconocida, por sus monumentos, fiestas y tradiciones.

Las Fiestas Aracelitanas, son sin duda alguna junto a la Semana Santa, las tradiciones más arraigadas y populares de Lucena. Además, están declaradas de Interés Turístico Nacional.

La devoción a la Virgen de Araceli, tiene su origen, cuando el II Marqués de Comares, Señor de Lucena, en una visita a Roma, queda prendado de la imagen de la Virgen de Aracoeli, por lo que ordena tallar una réplica de la misma, y manda traerla a Lucena, tarea que se cumplió el 27 de Abril de 1562, día en el que la Misma llegó a la ciudad. Su cofradía se constituyó poco después, y así mismo se hizo con su Santuario.

Las fiestas en honor a la Virgen, comienzan, cuando Ésta, es bajada en Romería el penúltimo domingo de Abril, desde su Santuario, erigido en la cima de la Sierra de Aras, y con un recorrido de unos 6 km. en los que mediante Santeros, una parte del camino, y el Pueblo, la otra, procesionan a nuestra Patrona, hasta llegar a la ciudad, donde la aguardan la Aracelitana Mayor, y su corte de honor, que la acompañarán hasta San Mateo, lugar donde normalmente reside la imagen hasta su subida de nuevo al Santuario.

Las fiestas siempre han de coincidir con el primer domingo de Mayo. Comienzan el Viernes, con el Pregón Aracelitano, y continúan el Sábado, con la ofrenda de flores, en la que la mayoría de los lucentinos participan, y en las que la Aracelitana Mayor y sus damas ataviadas con el traje típico lucentino adornan el altar de la Virgen con las miles de flores recogidas para Ésta. La fiesta continúa el domingo, en la que la Patrona es procesionada por las calles de Lucena por santeros, todo un honor y orgullo para éstos, pues son sólo treinta y seis los elegidos. Mientras la Virgen avanza un sinfín pétalos de flores son lanzados a su paso, al tiempo que el pueblo canta su Himno. Una vez que la Imagen se acerca a su templo, miles de cohetes y fuegos artificiales, inundan el cielo de ruido y colorido

La Virgen vuelve a ser subida a su Santuario, el primer domingo de Junio, para lo cual, y de la misma forma que es bajada, los santeros y el pueblo la procesionan, hasta llegar a la cima de la Sierra de Aras, donde reside normalmente.

Desde Lucena, invitamos a todos los andaluces, a que nos visiten, pues nuestra cultura, y tradiciones, están abiertas a todo aquel que desee conocer una fiesta como es la de la Virgen de Araceli, que sin duda no le dejarán indiferente.

Download PDF
Address:

14900
Lucena (Córdoba)

Download PDF